La Comisión Nacional de Garantías “fliteó” al “Chaquiste”.

Si un estado de la república hubo durante la pasada contienda interna del PRD que haya podido haberse calificado de “un auténtico cochinero”, este fue Chiapas, y dada la controversia que desató el proceso interno a nivel nacional, ya es decir demasiado. En pocas palabras, se vale ser “cochinos”, pero no hay que pasarse de “trompudos”. Y en este estado el perredismo orgánico, ligado a la corriente de “Los Chuchos”, se pasó de eso, de “trompudos”.

Por eso no sorprende que finalmente este lunes se supiera que le dieron “reversa” a la presunta dirigencia estatal de Alejandro Gamboa, quien ya hasta había “rendido protesta” y decía que estaba “cincho” como dirigente en Chiapas. Ahora si no va poder ni protestar pues la comisión nacional de garantías del Sol Azteca finalmente declaró inválida la elección en Chiapas y tendrá que irse a una nueva elección.

Ojala no sea como la anterior, pues en Palenque, como en otros municipios, nunca llegaron algunas urnas, y por lo tanto sus boletas nunca fueron utilizadas por los electores, pero luego en Tuxtla aparecieron con miles de votos a favor de Alejandro Gamboa, mejor conocido en el ambiente artístico como “El Chaquiste”, quien era desconocido para los perredistas, por la sencilla razón de que ni perredista era, sino regidor del Verde Ecologista en un municipio del estado de México. Pero eso sí, “alfil” del diputado federal chiapaneco, Manuel “El Güero” Velasco, y “cuate” del gobernador Juan Sabines.

Luego de esta “fliteada” que la Comisión Nacional de Garantías del PRD le pegó al “Chaquiste”, al invalidar la elección, no está claro si repetirá como candidato de los “Chuchos” y del Gobernador a la dirigencia estatal perredista, pues una de las cosas que el grupo del Andrés Manuel López Obrador le impugnó fue precisamente su falta de militancia y el haber tenido un cargo de elección popular por un partido distinto.

Lo cierto es que si se repite la elección ya no estará Ismael Brito Mazariegos, ex-presidente del Congreso del Estado, defendiendo el estandarte del Peje, pues aceptó el premio de consolación de ser subsecretario de gobierno en la zona centro, en el gabinete de Juan Sabines. ¿Quién retomará el estandarte pejista sabiendo que los dados del gobierno del estado están cargados hacia los “chuchos”?

Aquí, si el gober persiste en su empeño de poner al “Chaquiste” como dirigente estatal, seguramente tarde que temprano lo será. Pero esta invalidación de la elección le restó legitimidad al “Chaquiste”, puso en evidencia el “cochinero” que la elección interna fue en Chiapas, y retrasó el calendario político del perredismo en el estado, el cual deberán de sortear la “cena de negros” que significará una nueva elección estatal.

Eso sin contar que las tribus perredistas luego habrán de darse hasta con la cubeta para decidir las dirigencias municipales. El proceso interno para definir las candidaturas a las elecciones federales, se verán también afectado y aplazado por este “contratiempo” interno del PRD. Si hubieran cuidado las formas y aún haciendo trampa no hubiesen sido tan obvios y el candidato por lo menos hubiese sido perredista, otro sería su cantar. Lo que todavía no entiendo es porqué si el Peje decidió la candidatura perredista de Sabines como gobernador, éste se encuentra “amarrado” con “Los Chuchos” ¿Será para no picarle la cresta a Felipe Calderón? En pocas palabras, y como dicen los gringos: “Money talks”.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo columna política, Palenque

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s